El Cañero

Cañero_180-1 by Miguel Rone on Scribd

25 de septiembre de 2015

Desafío del Papa desde el centro del poder: llamó a la responsabilidad política

Fue ovacionado en el Congreso durante un discurso en el que apeló a la unidad; habló de la inmigración y el medio ambiente; dura condena a la pena de muerte
Francisco saludó a la multitud desde los balcones del Capitolio rodeado
por miembros del Congreso norteamericano.Foto:AFP
WASHINGTON.- Quien conoce bien a Jorge Bergoglio lo sabe: más allá de ser un hombre de oración, de profunda espiritualidad, es un animal político. Lo demostró ayer cuando se convirtió en el primer pontífice de la historia en hablar ante el Congreso de Estados Unidos en una sesión conjunta, en la que fue ovacionado.
En ese escenario, marcado por la división entre demócratas y republicanos, y mientras afuera, en el legendario National Mall, decenas de miles de personas seguían el big event a través de pantallas gigantes, el Papa pronunció un discurso histórico.
No eludió ninguno de los grandes temas de la agenda política: advirtió contra cualquier tipo de fundamentalismo; pidió la abolición mundial de la pena de muerte, el fin del comercio de armas, luchar constantemente contra la pobreza y el hambre y cuidar la naturaleza. Abogó por los refugiados, inmigrantes e indocumentados; destacó el valor de la vida humana en todas las etapas y la importancia de la familia, y recordó que "si es verdad que la política debe servir a la persona humana, se deduce que no puede ser esclava de la economía y de las finanzas".
Más notas para entender este tema
Un recreo en Harlem: 24 chicos ansiosos por conocer al Papa
El día en que la Quinta Avenida tuvo sólo una atracción
En vivo: el papa Francisco llegó a la ONU para llevar su discurso a los líderes mundiales
El Papa, que viajó luego a Nueva York, donde fue ovacionado en la Quinta Avenida antes de encabezar una misa en la catedral de San Patricio, hizo un claro llamado a la responsabilidad política para salir de la parálisis y "curar las heridas" del mundo.
"Un buen político es aquel que, teniendo en mente los intereses de todos, toma el momento con un espíritu abierto y pragmático. Un buen político opta siempre por generar procesos, más que ocupar espacios", advirtió, en un discurso interrumpido 29 veces por aplausos y ovaciones y que incluso llegó a emocionar a varios legisladores. Hasta el usualmente adusto presidente de la Cámara de Representantes, el republicano John Boehner, lloró ante Bergoglio. (Lanacion.com.ar)

No hay comentarios: