El Cañero

Cañero_181-1 by Miguel Rone on Scribd

25 de septiembre de 2015

53 Aniversario del Golpe de Estado, pero hoy languidece en el olvido

Por: María Victoria Buznego
(Colaboracion de Manolo Lopez)
Luego de siete meses en el poder, un día como hoy, pero en 1963, es derrocado mediante un golpe de Estado, Juan Bosch, la democracia nacional sufrió un tropiezo, que todavía deja ver sus repercusiones.
El gobierno de Juan Bosch
El profesor Bosch terminó convirtiéndose en el más notable e influyente pensador político que ha dado la República Dominicana en toda su historia, pues es el único que ha llegado a elaborar un conjunto de ideas explicativas en torno al alma nacional dominicana.
Mi frase favorita de Bosch es: “El hombre no puede cumplir su destino en la sociedad si no convierte sus ideas y sus deseos en hechos, porque sólo los hechos tienen verdadero valor en la vida social”.
En la constitución de 1963 fue construida como respuesta a la crisis económica, política y social que vivía la República Dominicana, y en la misma se encontraban una serie de derechos que han sido los más democráticos de nuestra historia y que siempre buscaron la igualdad de la sociedad:
- Prohibición de latifundios privados.
- Calificación del minifundio como antieconómico y antisocial
- La expropiación por causa a intereses sociales
- La prohibición de propiedad extranjera en nuestro país
- Los salarios equitativos
- La reforma agraria
- Entre otros más
Entre las medidas económicas de Bosch en su gobierno, podemos destacar algunas que fueron para el beneficio de nuestro país pero que, sin embargo, resultaron perjudícales para el sector empresarial principalmente, y podemos mencionar algunas como:
- Intentó recuperar algunos de los bienes del estado que se encontraban en manos de los Trujillo
- Dio inicio a una reforma agraria
- Solicitó a los empresarios el pago de impuesto
- Aplicó el plan de austeridad en el gasto público
- Aplicó la restricción del gasto público a las instituciones autónomas del Estado
- Revocó el contrato del estado dominicano con la compañía ESSO STANDARD OIL
- Promulgó la ley sobre el precio tope del azúcar y la miel
- Creó el departamento de control de precios
Los más importantes aportes de Bosch han sido primeramente su gran ejercicio intelectual para la construcción de un proyecto democrático en nuestro país y en América Latina, ya que estudió la realidad social de la región en momentos en que los países estaban urgidos de implementar un modelo de organización política que les permitiera conseguir el desarrollo político y social que no habían obtenido con los regímenes autoritarios. Como humanista demostró que lo primero que había que hacer era darle derechos al pueblo y desde esos derechos desarrollar un proyecto económico.
Para mí, Juan Bosch es la figura más democrática que ha tenido nuestro país, ya que su pensamiento siempre estuvo dirigido a buscar el bienestar del pueblo, a través de la promulgación de la Constitución de 1963 fundamentalmente, entre otras medidas de su gobierno.
Pienso que esa fue la principal razón por la que algunos sectores de la sociedad, los cuales no veían ningún beneficio a sus intereses económicos, se opusieron a Bosch hasta sacarlo del poder. Y he aquí mi cuestión, como pueblo tuvimos la oportunidad de ser educados en el marco de una sociedad socialista, igualitaria y productiva, más sin embargo no lo valoramos ni luchamos por ver consumar un sueño utópico que se haría realidad con Juan Bosch al mando de la República, situación que hoy en día lamentan muchos dominicanos.
Así que si en un futuro próximo, puede que bastante cercano, nos encontramos con una figura política con ideales liberales y de equidad social, ¿lo apoyaremos y lucharemos por construir un país verdaderamente democrático o repetiremos la historia nuevamente para luego gemir de hambre y protestar por el respeto a nuestros derechos?
Creo que la respuesta está dentro de cada uno de nosotros y la responsabilidad recae sobre nuestras conciencias, si es que todavía podemos llamarnos conscientes al vivir cruzados de brazos en una sociedad donde la avaricia y la corrupción se han robado todo lo por lo que hemos luchado como pueblo.
Busquemos dentro de nosotros mismos, aún sea en el lugar más recóndito de nuestro ser, el valor y la firmeza para decir: ¡Ya no más!, y pelear la batalla contra los que buscan sólo aprovecharse de nuestra ignorancia.

Fuente: http://hablemosdebosch.blogspot.com

No hay comentarios: