El Cañero

Cañero_181-1 by Miguel Rone on Scribd

17 de septiembre de 2019

Raúl Valdés listo y en salud para la próxima temporada con los Toros


Por Zoribeth Martínez
El lanzador zurdo cubano, nacionalizado dominicano, Raúl Valdés, es un ejemplo de persistencia, trabajo, esfuerzo y dedicación en el béisbol.
Así lo ha demostrado con su arduo trabajo en cada juego, donde entrega el corazón, siempre a la espera de obtener una victoria y ayudar a su equipo con sus logros.
Al preguntársele cómo se siente física y mentalmente para la próxima temporada de Liga Dominicana de Béisbol Profesional (LIDOM) que se avecina con los Toros del Este, el As cubano respondió: “me siento bien, estoy ahora mismo a un 100% física y mentalmente”, indicando así que se siente bien de salud y que está preparado para hacer el trabajo que se le asigne.
El estelar serpentinero,  sobre lo que ejecuta para mantener su brazo en cada juego: “yo pienso que la preparación es fundamental para estar bien en cada salida del torneo”, demostrando la ardua labor que realiza día tras día para cada partido.
Al indagarle sobre las metas y propósitos que tiene para la venidera campaña con el equipo taurino, el veterano lanzador expresó que “la meta mía es tratar de dar lo mejor de mí en cada salida y darle el campeonato a los Toros”, deseo de todos los fanáticos romanenses, una nueva corona para "el patio".
Se debe recordar que, la temporada pasada, al lograr su triunfo número 41 de por vida en la Serie Regular, logró superar al lanzador zurdo estadounidense Mickey Mahler, quien ocupaba el primer lugar en ese entonces, con 40 triunfos durante su carrera en el béisbol criollo, como jugadores no nacidos en República Dominicana.
Otro paso a engrandecer su carrera sería superar en ponches propinados a Silvano Quezada, que tiene 559, que con 53 ponches que logre el atleta, como lo hizo la campaña pasada, superaría este encasillado y estaría en segundo lugar de todos los tiempos en Serie Regular de LIDOM en este renglón ya que lleva 507 en su récord.
Como jugador ya forma parte de la historia en la Liga Dominicana de Béisbol Profesional, ya que sus estadísticas han hablado por sí solas y de lo que ha sembrado, ha cosechado y en grande.
El espigado jugador, con el pasar de los años ha demostrado que está como el buen vino: mientras más añejo mejor y con un gran potencial que dar para el goce y disfrute de los fanáticos del béisbol dominicano.
Sobre sus relaciones con la gerencia del equipo, el estelar veterano del conjunto naranja exclamó que “el trato ha sido único, es como mi familia” y sobre la comunicación constante con él refirió que “siempre he tenido contacto con ellos. Siempre nos mantenemos hablando”.

No hay comentarios: