El Cañero

Cañero_181-1 by Miguel Rone on Scribd

29 de enero de 2015

PORQUE LOS PRECIOS NO BAJAN.

POR: SANDINO BISONO
Sandino Bisonó
En la República Dominicana, los consumidores llevan en sus espaldas el pesado fardo de los impuestos abusivos, la especulación voraz de los comerciantes que nunca se sacian, que en muchos casos son carteles de dominio de los alimentos que consumimos. Esa mafia que les ha quitado a los niños dominicanos el derecho a tomar leche.
Pero lo más apabullante es la negativa actual del comercio a bajar los precios de los productos del mercado acorde con la baja de los combustibles que es el elemento de mayor incidencia en los costos de producción, transporte y comercialización.
La modalidad actual del comercio y la industria dominicana violando la ley 42-08 de Libre Competencia y anti monopólica, es transformarse en peligrosos monopolios que acaparan el mercado para negar el derecho a los consumidores de poder elegir como manda la Ley 358-05, 166-12 crea el Sistema Dominicano de Calidad y la propia Constitución dominicana; como muestra palpable se puede señalar en los servicios de transporte el Monopolio de los camioneros; Fenatrado, los del transporte público de pasajeros; Fenatrano y Conatra, en las telecomunicaciones el reciente duopolio de Claro y Tricon-Altice, en la construcción el monopolio del acero, creado entre Metaldom e Inca. En la alimentación el monopolio de la Manisera; en la producción de pollos, el monopolio de Pollo Cibao; en el café, Industrias Banilejas, etc., etc. y etc.
El pueblo consumidor espera esas bajas que nunca llegan, los pasajes no bajan, los fletes no bajan, la electricidad no baja, los medicamentos no bajan, al contrario suben hasta un 300%.
Nada parece ser real, excepto el costo de la vida que se ha tornado inalcanzable para los consumidores cuyo presupuesto familiar se queda enano ante el monstruo de los precios que si crece cada día sin dar respiro a los trabajadores cuyo salario es cada vez más pírrico.
Lo más preocupante es que no parece haber voluntad de las autoridades competentes para hacer valer el derecho de los consumidores a vivir con dignidad. El Ministro de Industria y Comercio que en un momento estuvo haciendo declaraciones desde los bleechers, su voz era tan débil que se apagó y a pesar de que visitamos el Ministerio solicitando una entrevista con el ministro, aspirante a senador por Barahona, no dio respuesta a la solicitud, porque en realidad no les interesa la suerte del pueblo. Ellos están para defender el interés de los poderosos a los cuales sirven como pieza del juego.
La Oficina Técnica del Transporte Terrestre, la (OTTT), en una acción caricaturesca propia de una comedia mediocre, se reunió con los carteles del transporte y les “ordeno” bajar el pasaje a los usuarios urbanos e interurbanos, proclama que salió de boca vacía y como tal nadie respeto y ha dado la cayada por respuesta.
La Directora Ejecutiva de PROCONSUMIDOR se limita a lavarse las manos, hacer denuncias publica y dice no tener los instrumentos para atacar como ataco a los salameros y que por tanto solo denuncia como cualquier ONG, con la diferencia de manejar un jugosos presupuesto.
La Ley 358-05 de Protección de los Derechos de los Consumidores o Usuarios es clara cuando atribuye a la Directora de Pro consumidor la facultad para investigar, corregir y someter a la justicia a los responsables de las distorsiones del mercado en cuanto precio, calidad y peso de los productos como lo establece en su Capítulo III, Art. 19, acápite a, b, g, y n. Así como el Art. 31 y el 104 y el Art. 53 de la Constitución dominicana 2010
¿Si los combustibles han bajado (gasolina y gasoil), más de 60 pesos en pocas semanas y el GLP, más de 30 pesos, porque el pasaje del transporte urbano sigue costando 25 pesos, más las rutas acortadas y divididas en cinco como es el caso de la Av. 27 de Febrero?
Si traer una carga en un camioncito de 5 toneladas de Constanza, San José de Ocoa, Azua o La Vega sigue costando lo mismo de hace un año cuando el combustible estaba súper caro y movilizar un furgón de 40 pies cuesta en nuestro país 4 dólares con 75 centavos por kilómetro, 2.7% más caro que el resto de países de América latina, entonces no puede haber baja de precios en el mercado porque el transporte lo encarece.
¿Dónde está el cuello de botella? En que en el país, las autoridades que deben garantizar el libre comercio como manda la Ley 166-12 de Libre Competencia para garantizar los derechos de los consumidores, no se está haciendo cumplir y ese dejar hacer lo pagan los consumidores que no pueden con más cargas en sus espaldas.
Más de 10 productos de la canasta básica han subido de precios a partir del primero de este mes, incluyendo la leche, la mantequilla y el queso, el chocolate, el café que le han cargado un 18 % de ITEBIS y los agiotistas padres de la patria del comercio un chin más.
Ahora los consumidores esperamos el tablazo del pan que lo van a subir aplicándole el alza del ITEBIS del 18%, debido a que la DGII le cancelo a partir del 1 de enero del presente año la exención de impuestos de que gozaba ese producto que no debe faltar en la mesa de los dominicanos.

¿Que esperamos los consumidores? ¡ACCIÓN! Pero, en la mente de las autoridades no está el intervenir para cambiar el presente estado de cosas.

No hay comentarios: