El Cañero

Cañero_186-1 by Miguel Rone on Scribd

19 de marzo de 2013

No se teme perder cooperación energética de Venezuela


Venezuela mantendrá a firme las políticas de integración energética regional impulsadas por el fallecido presidente Hugo Chávez en caso de que su sucesor sea el ahora mandatario encargado, Nicolás Maduro, coincidieron expertos en relaciones regionales a IPS.

Por Marianela Jarroud
     Esto, pese a las crecientes dificultades económicas internas que podrían ubicar al país en una posición compleja para sostener compromisos de cooperación externa.
     "Puede ser que Venezuela disminuya su ayuda a otros países para enfrentar sus problemas internos, pero no a cambio de perder su influencia y su protagonismo regional e internacional", dijo a IPS el experto en Ciencias Políticas de la Universidad Diego Portales, Sébastien Dubé.
     Dubé afirmó no tener dudas de que, en el caso de que Maduro triunfe, como se pronostica, en las elecciones presidenciales del 14 de abril, existirá una continuidad en la política exterior venezolana y, en particular, en la cooperación energética externa.
      El rival de Maduro será el gobernador del central estado de Miranda, Henrique Capriles, derrotado por Chávez en los comicios del 7 de octubre. Los analistas creen que, salvo sorpresas, la emoción del electorado chavista por la muerte de su líder, el 5 de este mes, impulsaría el triunfo del ahora presidente encargado en unos comicios tan cercanos.
     "Maduro querrá mantener la influencia geopolítica que el protagonismo de Chávez le dio a Venezuela", afirmó al recordar que fue su canciller desde 2006 hasta enero.
      Explicó que "la ideologización del gobierno venezolano apunta a que, si el proyecto político implica seguir con déficit fiscales, así será".
      La integración regional energética fue uno de los proyectos en los que más énfasis puso Hugo Chávez, quien gobernó la potencia petrolera sudamericana desde 1999 hasta su muerte.
     A través de la política de integración y cooperación energética que impulsó la estatal Petróleos de Venezuela (PDVSA), Chávez pretendió una distribución de la energía para el desarrollo de las naciones con más dificultades para pagar la factura energética.
      Uno de los ejemplos más vistosos lo representa la alianza energética Petrocaribe, una iniciativa vigente desde 2005 en la que participan 18 países y mediante la cual Venezuela suministra hasta 185.000 barriles (de 159 litros) diarios de petróleo.
      El acuerdo establece un financiamiento de hasta 50 por ciento de la factura petrolera, con hasta 25 años de plazo, un año de gracia y una tasa de dos por ciento anual.

No hay comentarios: